Alberto Fernández ofrecerá asilo a político a Evo Morales

El presidente electo respaldó al mandatario boliviano y asegura que lo gestionará cuando asuma al frente de la Casa Rosada.

El ex presidente de Bolivia se encuentra como asilado político en la Ciudad de México, a donde arribó el martes junto al ex vicepresidente Álvaro García Linera.

El presidente argentino electo, Alberto Fernández, en su visita a Uruguay se refirió a la posibilidad de darle asilo político a Evo Morales en la Argentina a partir del próximo 10 de diciembre, cuando asuma al frente de la Casa Rosada.

Leer más: Evo Morales agradeció a López Obrador: “México me salvó la vida”

El día que llegue a la presidencia será un orgullo recibir a Evo Morales en la Argentina, a él y a Álvaro García Linera“, declaró Fernández durante una conferencia de prensa en la que estuvo acompañado por el diputado nacional Sergio Massa. Y agregó “Argentina es casa de todos los bolivianos, así que encantados de recibirlos“.

Sobre la situación actual de Bolivia, Fernández señaló que se trata de “una crisis institucional muy seria”.

Sobre la crisis que atraviesa Chile y Ecuador, el presidente electo asegura que hay una gran demanda por igualdad social “estamos en un continente que está revisando este tiempo, hay que estar atentos” .

Leer más: Evo Morales pidió a la ONU, al Papa y a los países amigos de Europa mediar en Bolivia

Y agregó: “Tenemos preservar es la institucionalidad; cuando la democracia está en crisis se resuelve con más democracias, no con menos. Lo único que queremos es que cada pueblo resuelva su destino con el voto y sin presiones“.

En su visita a Uruguay, Alberto Fernández reunió en Montevideo con el mandatario saliente, Tabaré Vázquez, antes de compartir un almuerzo con el candidato a sucederlo por el Frente Amplio, Daniel Martínez.

Leer más: Busatto sobre la situación de Bolivia: “Alberto hizo lo que vergonzozamente no ha hecho Macri”

Al respecto, el presidente argentino electo indicó que comparten la mirada sobre la política y reveló que Vazquez “me dio la alegría de confirmarme que me va a acompañar el 10 de diciembre y vamos a trabajar todos juntos durante el tiempo que nos queda”.

No hay ninguna posibilidad de tener un mal vínculo entre Argentina y Uruguay; en cualquier hipótesis que sea la decisión del pueblo uruguayo. Estoy obligado a llevarme bien con quien sea el presidente electo”, finalizó Fernández.