Brasil se convirtió en el cuarto país con más casos confirmados de coronavirus

En el vecino país se registró un alarmante número de personas infectadas con cerca de 15.000 casos en 24 horas.

El país carioca se convirtió en el cuarto con más casos confirmados de coronavirus en el mundo. En las últimas 24 horas la cantidad de contagios llegaron a casi 15.000 y elevaron el número en Brasil a 233.142, según el Ministerio de Salud.

Los preocupantes algoritmos posicionan al país dirigido por Jair Bolsonaro detrás de Estados Unidos, Rusia y Reino Unido, al tiempo que superó a España e Italia y, días atrás se cargó a Francia y Alemania.

Asimismo, se registraron 816 nuevas muertes -por tercer día consecutivo por encima de la barrera de las 800-, por lo que sumaban 15.633 las personas fallecidas desde que se reportara el primer deceso por la pandemia, el 16 de marzo pasado.

Mientras tanto, el general Eduardo Pazuello, sin experiencia en el área, asumió como ministro interino de Salud de Brasil tras la renuncia de los dos últimos titulares por discrepar con el presidente Jair Bolsonaro sobre los métodos para contener el avance de la pandemia.

Paralelamente, el mandatario volvió a criticar las medidas de distanciamiento social adoptadas por gobiernos de la región para combatir la Covid-19.

El desempleo, el hambre y la miseria será el futuro de aquellos que apoyen la tiranía del aislamiento social”, afirmó Bolsonaro en un mensaje en su cuenta en Twitter.

Pazuello, que en abril había sido nombrado viceministro de Salud, ejercerá interinamente como titular de la cartera hasta que el jefe del Estado decida al sustituto de Nelson Teich, que renunció ayer, informó el ministerio en Twitter.

Pazuello, igual que Bolsonaro, se formó como oficial y paracaidista en la Academia Militar de Agujas Negras, y se especializó en comando y en políticas y estrategias aeroespaciales, según los datos divulgados por el Ministerio de Salud.

Gran parte de su carrera se desarrolló en el área de logística de las Fuerzas Armadas, y entre los cargos que desempeñó se destacan el de coordinador de logística del Ejército durante los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro-2016 y el de comandante de la Base Logística en la triple frontera entre Brasil, Argentina y Paraguay.

El militar asumió interinamente en el lugar de Teich, que ayer renunció al cargo que ocupó por 28 días y que, pese a que no explicó los motivos de su decisión, tenía públicas divergencias con Bolsonaro en torno a las estrategias para combatir la pandemia en Brasil.

Bolsonaro pretende cambiar el protocolo del sistema de salud para aplicar la cloroquina desde el inicio del tratamiento contra la enfermedad.

Teich, médico oncólogo, también discrepó con el jefe del Estado en la decisión de relativizar hasta casi negar la gravedad de la pandemia y en criticar las medidas de distanciamiento social, algo que también marcó la salida de su antecesor, Luiz Henrique Mandetta.

Teich había manifestado su apoyo al confinamiento social como herramienta de combate a la pandemia y dijo que lo sorprendió la decisión del jefe del Estado de autorizar el funcionamiento de salones de belleza y gimnasios.

Con Pazuello, nombrado viceministro como parte de la estrategia de Bolsonaro -capitán retirado del Ejército- de darle cargos estratégicos en su gobierno a oficiales de las Fuerzas Armadas, llega a nueve el número de titulares de entre los 22 ministerios en su administración.