miércoles, mayo 22, 2024
Nacionales

El lunes se levanta la toma de Télam

Terminó la toma en Télam y el lunes levantan el paro, tras el fallo que ordenó reincorporar a 133 trabajadores.

telam
Foto: Imagen de Archivo
Según informaron nuestros colegas de Página12, después de 116 días de paro y de toma pacífica, trabajadores de Télam decidieron dar por finalizada la toma de la agencia y levantar el próximo Lunes 22, la huelga por los 354 despidos ordenados por el titular del Sistema Federal de Medios Públicos, Hernán Lombardi.
Tomaron la decisión tras el fallo de la Justicia Laboral porteña, que ordenó ayer la reincorporación de 133 trabajadores. La medida cautelar aceptada por el  juez Ricardo Tatarsky, fue la última de una serie de cautelares a favor de 260 trabajadores de prensa. De todas formas, se mantendrá una estado de asamblea permanente

Las reincorporaciones ordenadas por la Justicia, al calor de 116 días de lucha, impulsaron hoy a  trabajadores de Télam, a suspender el paro de actividades. A la vez, decidieron mantener el estado de asamblea permanente, hasta que las autoridades del gobierno se dispongan a consensuar el proceso de normalización de la agencia.

Más allá de las más de 260 reincorporaciones ordenadas por la Justicia, el cuadro continúa siendo complejo en la medida que no hay claridad sobre quiénes son a esta altura los funcionarios responsables de la empresa, ni de qué manera se disponen a interactuar con los 878 trabajadores de la agencia.

El juez Ricardo Tatarsky resolvió ayer 138 reincorporaciones, que se sumaron a otros fallos pre-existentes y descalificó la legalidad del plan de despidos ejecutado por Lombardi y Pousá el 26 de Junio pasado. Una vez notificada la sentencia, desde las 00.00hs del Lunes próximo, los trabajadores suspenderán la medida de fuerza. La permanencia en los edificios de Belgrano 347 y Bolívar 531 fue levantada de inmediato en una Asamblea General realizada el mediodía de ayer.

Se mantiene el “estado de asamblea permanente” porque el conflicto persiste: queda un grupo de trabajadores por reincorporar, se exige la devolución de los descuentos salariales operados durante el paro y la apertura de una mesa de diálogo para discutir la normalización del trabajo, la paritaria y el retiro de todas las acciones judiciales que el Gobierno montó contra los delegados gremiales, entre tantas cuestiones pendientes.

La suspensión del paro implica que desde el Lunes, los trabajadores de Télam estarán a disposición para cumplir con sus contratos de trabajo de acuerdo a sus categorías profesionales y los estándares propios de una agencia pública, en sus lugares de trabajo, no en forma remota, ni en Tecnópolis ni a través de medios informales como han sugerido los “cuadros periodísticos” de la gestión.

Nuestra expectativa es que se retome el diálogo”, dijo a Página12 el delegado Mariano Suárez, quien recordó que el conflicto “no se resuelve ni con mil fallos sino políticamente”. “El resultado judicial es consecuencia directa de los 115 días de paro que las trabajadoras y los trabajadores de Télam sostienen desde el 26 de junio en defensa de una agencia de noticias y publicidad pública, no gubernamental, plural y transparente”, destacó en un comunicado la comisión interna del SiPreBA.

El directorio de Télam, que preside Rodolfo Pousá, despidió a 357 trabajadores, de los cuales más de 260 ya obtuvieron fallos que confirman la ilegalidad de la medida. El juez Tatarsky resolvió, a través de ocho cautelares, la reincorporación de 133 empleados a quienes la empresa deberá pagar los salarios adeudados. El mismo juez se había pronunciado el 17 de julio a favor de otros cinco trabajadores, decisión que confirmó la Sala V de la Cámara del Trabajo con votos de Enrique Arias Gibert y Néstor Rodríguez Brunengo.

La eventual apelación de Lombardi, Pousá & Cía., que ayer se reunieron de urgencia con el resto del directorio, recaería en la misma sala. Además de los trabajadores patrocinados por Guillermo Gianibelli y León Piasek, del SiPreBA, otros 108 que se presentaron por otros sindicatos o abogados particulares también obtuvieron sentencias favorables (sobre las que debe pronunciarse la Sala I de la cámara), en tanto una veintena tienen expedientes en trámite.