domingo, mayo 19, 2024
Provinciales

Reclamo de presos por YouTube: “Las medidas disciplinarias ya están en camino”

Dos reclusos de la cárcel de Coronda, uno por homicidio y otro por robo, grabaron un video en el que advierten que son maltratados. Luego lo subieron a internet. Desde el Ministerio de Seguridad aseguraron que no responderán a esta metodología “extorsiva”.

Dos presos de la Unidad Penitenciaria de Coronda, uno por homicidio y otro por robo, lograron grabar un video a través de un teléfono celular, lo pasaron a un familiar y fue subido a un canal del sitio YouTube. Allí advirtieron que sufren maltratos en el cárcel. Desde el Ministerio de Seguridad de Santa Fe salieron a señalar que no responderán a este tipo de metodologías “extorsivas”. Y confirmaron que “las medidas disciplinarias ya están en camino”.

En el video que fue subido a internet, se puede observar a los dos jóvenes reclusos con sus rostros a medio tapar. Denuncian que fueron aislados hace una semana como castigo y que no reciben alimentos, agua ni elementos para higienizarse.

El video fue subido a un canal de Youtube

Lucía Masneri, directora de Relaciones Institucionales del Servicio Penitenciario de Santa Fe, aseguró en Rosario3 que “de ninguna manera se plantea desde este Ministerio hacer una respuesta o un intercambio con personajes que están cumpliendo una pena y que están haciendo un reclamo extorsivo, utilizando un medio de comunicación que por supuesto no es el correspondiente”.

Masneri dijo que “lo que corresponde es que este reclamo lo tome la Defensa Pública, pero por supuesto que el tema central es que se cometió al menos una falta a través de la tenencia de un elemento no permitido” y confirmó que “las medidas disciplinarias ya están en camino.

ESTO TIENE TINTES EXTORSIVOS. EL ESTADO NO RESPONDE A ESTE TIPO DE DEMANDAS Y MUCHO MENOS DE ESTA MANERA”

Lucía Masneri

En cuanto a cómo ingresó el celular con el que grabaron el video al pabellón, Masneri contó que “actualmente se está discutiendo una limitación a la cantidad de paquetería que puede ingresar la visita a la cárcel; estamos pidiendo que se limite a dos kilos”.