La intendenta de Santo Tomé pidió a la Provincia la creación de una guardia pediátrica en el Hospital SAMCo

Además, solicitó que se retomen las obras de refacción del Centro de Salud, paralizadas hace varios años.

La Municipalidad de Santo Tomé pidió al gobierno provincial la creación de una guardia pediátrica en el ámbito del Hospital SAMCo “Ricardo Nanzer”. El pedido fue formalizado en una nota enviada por la intendente Daniela Qüesta al director de la Región Santa Fe de Salud, Rodolfo Roselli.

Por otra parte, el Municipio también solicitó que se reactiven las obras de refacción del centro de salud de barrio Las Vegas, paralizadas desde hace varios años.

Al referirse a las gestiones realizadas, Daniela Qüesta explicó: “Estamos en un momento del año en el que se empieza a trabajar en los presupuestos y, si bien nos gustaría tener respuestas lo antes posible, esperamos que estas obras se puedan contemplar para el año próximo”.

Un viejo reclamo de la ciudad

Sobre el pedido de creación de una guardia pediátrica en el SAMCo, la nota enviada el director regional de Salud expone que se trata de un servicio sumamente necesario para la atención primaria de la salud, tanto en el ámbito público como privado.

En ese aspecto, la intendente señaló que “hace un tiempo que el único sanatorio privado de la ciudad no tiene funcionando la guardia pediátrica; hoy que tenemos más de 90 mil habitantes, estamos hablando de una necesidad que no se puede discutir”.

“Este no es un pedido nuevo, es un reclamo histórico de nuestra ciudad y, cada vez que tenemos la posibilidad, le explicamos a los funcionarios provinciales que no alcanza con que estemos cerca de Santa Fe o con la atención de los médicos generalistas de las guardias”, agregó Qüesta.

Centro de Salud

En relación con la construcción del centro de salud de barrio Las Vegas, Qüesta recordó que se trata de una obra que quedó paralizada hace mucho tiempo: “hace dos años y medio que estamos intentando que se retome, porque los vecinos y vecinas siguen siendo atendidos provisoriamente en el centro comunitario que es de la Municipalidad, y que no reúne las condiciones necesarias para una buena atención, ni para que el personal de salud pueda trabajar como corresponde”.

“Sabemos que las partidas presupuestarias estaban asignadas a esta obra, por lo que esperamos que, al menos, se pueda avanzar con el llamado a licitación. La utilización del centro comunitario no solo es inadecuada para pacientes y trabajadores de la salud, sino que además priva a la Municipalidad de un espacio que nos permitía desarrollar una gran cantidad de actividades sociales en el barrio”, completó la mandataria local.